Las redes de saneamiento del municipio funcionaron de forma eficiente durante las primeras lluvias

Las últimas actuaciones se han encaminado en prevenir los efectos de los fuertes aguaceros que se han pronosticado para la próxima madrugada

Las últimas actuaciones que ha desarrollado Chiclana Natural para el mantenimiento de redes de pluviales y fecales han contribuido a su buen funcionamiento tras las primeras lluvias, así como a la localización de aquellos puntos en los que es necesario el refuerzo de las actuaciones de limpieza en previsión de próximos aguaceros.

El desarrollo del plan de mantenimiento de redes generales, por un lado, y de husillos, imbornales y areneros, por otro, ha permitido mantener la capacidad hidráulica de la práctica totalidad de las redes. No obstante, una de las características de las primeras lluvias es la mayor cantidad de materiales que arrastran las aguas, lo que, en ocasiones, provoca algunos atascos en puntos que previamente habían sido sometidos a la limpieza y que fueron repasados una vez que se detectó la acumulación de materiales por efecto del arrastre.

El centro histórico y las zonas bajas de la localidad como El Torno y La Longuera no necesitaron actuaciones de consideración tras el primer aguacero según las incidencias atendidas por los técnicos del Departamento de Agua de Chiclana Natural. El programa de mantenimiento de las redes mantiene en estos días la planificación establecida.

Las últimas actuaciones se han encaminado a prevenir los posibles efectos de las fuertes lluvias que se esperan para la próxima madrugada, presumiblemente con mayor intensidad. Para ello, se han acentuado las labores de mantenimiento en las zonas que tradicionalmente registran mayor número de incidencias.

Utilizamos cookies para asegurar que damos la mejor experiencia al usuario en nuestro sitio web. Política de Cookies